15 de setembre de 2009

La Audiencia Nacional envía a cinco jueces a controlar las obras del AVE


RAMON COMORERA - BARCELONA
La Audiencia Nacional ha fijado la fecha y los componentes de la anunciada visita de control a las obras del AVE en las zonas de la Sagrera y la Sagrada Família. Será la vigilia de la Mercè, la mañana del día 23, cuando desembarcarán los cinco magistrados que tramitan el recurso presentado por el templo contra el proyecto del túnel por debajo de la calle de Mallorca. El equipo reforzado de jueces, dada la complejidad técnica del caso, de la sección octava de lo contencioso administrativo ha denegado ya tres veces un paro preventivo de los trabajos, como han pedido tanto el Patronato del Templo como la plataforma AVE pel Litoral. Pero ha establecido una tutela sobre las obras y su seguridad que incluyen la petición de informes sobre «las posibilidades técnicas de variar el trazado si se advierte la posible afectación de la obra al monumento».


El ponente del caso, José Alberto Fernández Rodera, y sus cuatro compañeros realizarán la inspección acompañados de los peritos de las partes, el gestor de infraestructuras Adif responsable de la obra y la Junta de la Sagrada Família. Este tipo de reconocimientos sobre el terreno no son frecuentes, aunque tampoco excepcionales. Fuentes de la Audiencia Nacional citaron ayer como último precedente la visita a Formentera de un magistrado en un caso urbanístico de la ley de costas, informa Margarita Batallas.


VER LA MAQUINARIA / Los jueces no consideran suficiente en la línea del AVE hacer el seguimiento del proyecto y de su posible impacto en la seguridad de la Sagrada Família «solo con los papeles que facilitan los responsables y expertos dada su enorme complejidad técnica». Por ello, quieren ver in situ «las obras previas del túnel y las pruebas junto al templo, al igual que la maquinaria que se usa y cómo se utiliza y comprobar que se hace, o se puede hacer, lo que se dice que se hará», añaden las mismas fuentes.


En su recorrido matinal por Barcelona, los cinco magistrados comprobarán que los informes periciales que han recibido «se corresponden con la realidad». Para ello les acompañarán los expertos, a quienes pedirán las explicaciones necesarias para «hacerse una idea cabal» del conjunto de los trabajos y de «su posible incidencia» en la zona urbana en la que se ejecutan. El resultado de la visita no se traducirá en una decisión inmediata, remarca el portavoz, porque las conclusiones «se redactarán más adelante».


El abogado del Estado que interviene en el recurso ya había realizado una petición para efectuar esta visita con el fin de que los jueces comprueben la solvencia del proyecto, la inversión efectuada y la imposibilidad de buscar otro trazado (NO es cierto, nota de la Cuca de Llum) con las obras en marcha desde hace un año.


Tanto como al propio túnel, la Sagrada Família teme el impacto de la pantalla subterránea de pilotes de 240 metros de largo y 40 de profundidad prevista en la calle de Mallorca junto al Templo para proteger precisamente sus cimientos. Adif y el Patronato pactaron encargar a la ingeniería Intemac un último estudio independiente sobre ella. El informe debía acabarse en julio (error: debía acabarse en septiembre, nota de la Cuca de Llum), pero sigue abierto. Se han hecho ya, y podrían no ser las últimas, 12 columnas de prueba entre las calles de Sardenya y Lepant. La pantalla debe acabarse en la primavera del 2010 cuando la tuneladora llegue al templo.(... Si es que los magistrados lo autorizan, nota de la Cuca de Llum)







___

Cap comentari: